¿Cómo compramos en Internet? Así se utilizan los e-commerce en España

 

25,8 millones de personas residentes en España de entre 16 y 70 años utilizan internet como un canal de compra. Este es uno de los datos extraídos del Estudio anual de e-commerce desarrollado por IAB Spain y Elogia y patrocinado por Adevinta Spain. Un informe que realiza una fotografía del panorama actual del comercio electrónico y su evolución entre los años 2020 y 2021. 

En total, un 76 % de los internautas españoles mayores de 16 años compra online. Una cifra que es cuatro puntos porcentuales mayor a la del año anterior y que incrementa de manera significativa entre los segmentos más jóvenes. 

Fuente: Estudio anual de e-commerce

Pero el uso del e-commerce como canal de compra no es algo exclusivo. De hecho, seis de cada diez optan por alternar el canal presencial con el online. Una cifra que, cuando se trata del segmento que comprende a los jóvenes de 16 a 24 años, incrementa hasta el 75 % convirtiéndose en el grupo de edad que más combina ambos canales. 

En cuanto al perfil de los compradores online, el 51 % son hombres frente a un 49 % de mujeres. Su edad media es 42 años y utilizan, de media, 4,3 redes sociales. En sus hogares viven tres personas y el 53 % tiene hijos. Asimismo, un 65 % cuenta con estudios universitarios y el 83 % trabaja actualmente. En cuanto a los dispositivos que utilizan para conectarse a Internet, un 94 % lo hace desde el móvil y un 89 % por ordenador. 

Usos y hábitos de compra online

Los españoles mayores de 16 años que compran por internet lo hacen, de media, 3,8 veces al mes. Se incrementa así la frecuencia con respecto a los años anteriores cuando hacían, de media, 3,5 veces (2020) y 3 veces (2019). Además, hay momentos especialmente propicios para realizar estas acciones ya que seis de cada diez esperan la llegada de descuentos, rebajas o el black Friday para comprar online

Además de la frecuencia de compra, en los últimos doce meses también ha aumentado el gasto promedio: ahora es de 89 € por cada compra mientras que el año anterior era de 68 €. 

La elección por el e-commerce se sustenta, especialmente, en drivers como la conveniencia (96 %), la amplia oferta (94 %) o el precio (93 %). Asimismo, el papel que desempeña la publicidad online como motivo para desencadenar una compra ha incrementado de una manera significativa. 

Concretamente, un 41 % apunta a la publicidad digital como un driver de la compra online. Hace un año era el 33 %. Y más interesante es aún este dato cuando se observa en función de la edad de los usuarios. Los que tienen entre 25 y 34 años apuntan en el 58 % de los casos que la publicidad digital es el motivo por el que realizan una compra. Una cifra que sube hasta el 83 % cuando se trata de los más jóvenes, los que van desde los 16 a los 24 años.

Y, no solo eso, sino que cuando se pregunta a los expertos del sector, la publicidad online se sitúa como la fuente de tráfico con mejor tasa de conversión. Es elegida por el 22 % de los profesionales por delante de, por ejemplo, las redes sociales (21 %), el tráfico directo (17 %) o los buscadores (16 %). 

La publicidad digital es, también, una de las principales fuentes de tráfico, solo superada por los buscadores. Un 49 % de los profesionales asegura que su tráfico llega a través de los buscadores. Seguidamente, la publicidad digital (46 %), las redes sociales (46 %) y el tráfico directo (41 %) son las más relevantes. 

A la hora de ejecutar una compra por internet, el ordenador sigue siendo el dispositivo preferente (79 %), aunque cae 4 puntos porcentuales con respecto al año pasado. Una caída que es equivalente al crecimiento del smartphone: un 59 % lo utiliza para comprar, frente al 55 % de 2020. 

Fuente: Estudio anual de e-commerce

Por lo que se refiere a los productos preferidos para comprar en un e-commerce, los productos físicos como tecnología, ropa, libros o muebles son los más habituales (85 %). Tras estos, los servicios como billetes de viaje, telefonía o restauración (69 %) y el contenido digital (48 %) son las compras más frecuentes. 

¿Cómo es el proceso de compra en un e-commerce

El 81 % de los que buscan información de un producto en internet, terminan comprándolo digitalmente. Una práctica que ha crecido siete puntos porcentuales con respecto a 2020. Sin embargo, decrecen aquellos que buscan por internet y terminan la compra en un lugar físico: son el 14 % frente al 17 % de hace un año. Y, de la misma forma, también caen los que primero visitan un espacio offline y luego terminan la compra online: son el 5 % en comparación con el 7 % de hace doce meses. 

Además, los marketplaces se posicionan entre los usuarios como referencia de información sobre los productos. A ellos recurren el 67 % de los usuarios frente al 56 % que utiliza buscadores o el 40 % que opta por las webs de las tiendas.  

Y, a la hora de decantarse por un e-commerce u otro, hay una serie de cuestiones que son determinantes. En primer lugar están las ofertas y promociones (79 %). Pero también otros motivos económicos (75 %), los plazos de envío (73 %) y el servicio post venta (70 %) ayudan a tomar la decisión. 

Pese a que la compra online cada día gane adeptos, sigue habiendo motivos por los que hay usuarios deciden no repetir tras haberla probado. Cuando esto sucede es, fundamentalmente, porque no hay nada más en el e-commerce que le despierte interés (32 %), por los precios (29 %) o por los plazos de entrega (22 %). 

Todos estos datos dejan claro que el comercio digital cada vez está más asentado y, previsiblemente, continuará por la senda del crecimiento en los próximos meses. Un auge que seguro estará marcado por tendencias que permitan realizar mejoras en aspectos como el proceso de compra o la logística para que los usuarios sigan apostando por los e-commerce como canal de compra. 

 

 

¿Conoces la newsletter mensual de publicidad y marketing digital de Adevinta? ¡Suscríbete aquí y no te pierdas las novedades del sector!